Casearia Bresciana Ca.Bre S.C.A.

Matrícula: BS605
Località Cabre, 10
25028 - Cadignano di Verolanuova (Brescia-BS)
tel. 030 936511 - fax 030 9361810
cabre@cabre.it
www.cabre.it
Casearia Bresciana Ca.Bre S.C.A.
Henos aquí en la gran familia CABRE: hoy estamos con Arturo Ginelli, responsable del establecimiento, y Ugo Ferrari, responsable de la calidad.
Sin tantos preámbulos nos llevan a conocer a Fausto Bonvini, jefe quesero.
Nos dice que la quesería siempre ha formado parte de su vida: nació en una quesería de aquí cerca y ahora vive en CABRE.
"¡¡Hacer queso es mi vida, pensad que mi madre me contaba que la primera vez que me pesaron lo hicieron con una balanza para queso!!"
Trabaja aquí desde 1980 y lleva adelante la elaboración con un equipo de chicos jóvenes.
Es un trabajo pesado, pero los chicos están bien y siempre son puntuales.
Ugo Ferrari nos cuenta que la cooperativa siempre ha dedicado especial atención a los turnos del personal, optando por dejar libres las tardes y los domingos.
Después de haber visto la producción, volvemos a las oficinas, donde el actual presidente, el Sr. Cavagnini, se une a nosotros. Él es un aportador de leche de Manerbio, y nos explica que a principios de los años 60, cuando la leche estaba lista, se introducía en bidones de hierro y después pasaba la carreta tirada por caballos a recogerla.
“¡Mi familia era la que más producía y llenábamos 1 bidón de leche!
Los aportadores eran muchos pero muy pequeños. Era bonito esperar a la carreta de recogida, nos encontrábamos en la calle con otros chicos y por fin podíamos tomarnos una pausa charlando un rato y echando unas risas”

En los años 80 se introdujo el camión de la leche, pero los bidones de 50 kg siempre había que vaciarlos a mano.
"Yo tenía un poco de mala suerte porque vivía cerca del transportista, llamado ‘menalatte’, por tanto era el primero del recorrido y la leche tenía que estar lista a las 2 de la madrugada".
Arturo luego nos acompaña donde Giuseppe de Fattoria Cornetti, uno de los aportadores de leche de CABRE.
Cría la raza blanca Val Padana, una raza casi extinta.
Esta establecimiento de cría de ganado se activó en 2004 con 4 cabezas; hoy día hay 250 puras.
«Ha sido un trabajo duro, pero nos hallamos casi al 70-80% de la fase de reconversión de la raza.»
Nos enseña los terneritos, él los tiene en parejas aunque esto vuelve el trabajo más complicado “pero están bien, cuando terminan de mamar se besan y se lamen. ¡¡¡Yo digo que están muy mimados!!!”
Les ha dado nombres de fantasía: desde la saga de los políticos, “los más y los menos merecedores” a los nombres de los dibujos animados, nombres bíblicos, nombres de fantasía, pseudónimos de los lugareños. Por ejemplo: toro, arco, kennedy, adam, allan, paco, pesto…
Antes de arribar a esta granja, él y su familia pasaron tiempos muy duros.
«Hemos vivido en condiciones de pobreza pero con la dignidad que caracteriza a la gente de la tierra.»
El padre, para satisfacer las necesidades económicas, se empleó como trabajador ferroviario.
“Imagínate que con el primer sueldo que recibió cubrió con billetes de 50 000 liras la mesa de la cocina, y mi abuelo no pudo contener las lágrimas”
El campo necesitaba rentas que llegaban de fuera de la explotación agrícola y cuando también los hermanos comenzaron otros trabajos, consiguieron mirar adelante pudiendo hacer inversiones, apostando siempre por la calidad y el bienestar de los animales.
Compartir facebook share twitter share pinterest share
Siglacom - Internet Partner